Si la nata no se monta…

Table of Contents

Si no hay forma de montar la nata, intenta proseguir en la tarea de batirla, e ir retirando con una cuchara la poca leche líquida que vaya apareciendo. Te quedará una especie de mantequilla azucarada, a la que puedes añadir un poco de licor, y untar con ella unas crepes calientes para salir del paso.