Mousse de chocolate: Receta fácil y rápida

mousse de chocolate

Table of Contents

El mousse de chocolate es un postre que se caracteriza por su textura y cremosidad, la cual se considera suave y espumosa. Su color depende del chocolate que se utilice para la elaboración, donde también influye la calidad del mismo.

Cabe destacar, que el nombre de este delicioso postre proviene del francés y significa espuma. El primer registro del mousse de chocolate se hace en 1755 en un recetario de un cocinero francés, donde describe que su sabor enamora y seduce a cualquiera. 

Por todo lo mencionado anteriormente, en el siguiente artículo hablaremos de cómo elaborar de forma fácil y rápida un delicioso mousse de chocolate para compartir y disfrutar con amigos y familiares.

¿Qué necesitas para preparar mousse de chocolate de manera fácil?

Para la elaboración del mousse de chocolate, es importante tener ingredientes frescos y de calidad que nos permitan obtener los resultados deseados. Mencionamos a continuación los más importantes:

  • Chocolate: El chocolate es el ingrediente principal y protagonista de esta deliciosa receta. Debe ser de calidad para poder obtener excelentes resultados y se puede utilizar de la variedad que más nos guste como consumidores entre oscuro, blanco y con leche.
  • Crema de leche: La crema de leche va a ser el ingrediente responsable de aportar micronutrientes, así como  la textura cremosa y esponjosa de este delicioso postre. Debe estar fresca y en óptimas condiciones para poder obtener los resultados deseados.
  • Claras de huevo: Las claras de huevo son un ingrediente clave para la esponjosidad y textura de nuestro mousse de chocolate, además de aportar proteínas al resultado final. Deben estar frescas y en óptimas condiciones.
  • Azúcar: El azúcar es el ingrediente que va a aportar el dulzor a nuestro mousse de chocolate. Recomendamos utilizar azúcar blanca y refinada para evitar la formación de grumos indeseados en nuestro resultado final.
mousse de chocolate

MOUSSE DE CHOCOLATE

Para la elaboración del mousse de chocolate, es importante tener en cuenta una lista de ingredientes y de pasos a seguir que nos permitirán la obtención de los resultados deseados.
Tiempo de preparación 30 minutos
Tiempo total 30 minutos
Plato Chocolate
Cocina Francia
Raciones 6 comensales

Ingredientes
  

  • 300 gr de crema de leche
  • 2 barras de chocolate oscuro
  • 3 claras de huevo
  • 4 cdas de azúcar blanca refinada

Elaboración paso a paso
 

  • El primer paso que debemos seguir para obtener nuestro mousse de chocolate, es colocar una cacerola con agua hirviendo y otra más pequeña encima para tener nuestro baño María.
  • De esta forma vamos a calentar nuestra crema de leche y vamos a ir agregando nuestro chocolate oscuro removiendo constantemente, hasta obtener una mezcla homogénea
  • Reservamos la mezcla anterior y en otro envase procedemos a mezclar las claras con el azúcar, para llevar a fuego lento hasta que ambos ingredientes se integren correctamente.
  • Llevamos a batir las claras por aproximadamente 5 minutos hasta que se duplique su volumen, mezclando posteriormente de forma envolvente y muy cuidadosamente con la crema de chocolate.
  • Vertemos la mezcla en los moldes y llevamos a refrigerar por aproximadamente 3 horas.
  • ¡Y listo!. Tenemos un delicioso mousse de chocolate para disfrutar y compartir con amigos y familiares.
Keyword chocolate, mousse, mousse de chocolate

Tips para hacer el mejor mousse de chocolate

Si nuestro objetivo es obtener el mejor mousse de chocolate, debemos tener en cuenta durante el proceso de elaboración algunos tips y consejos que mencionaremos a continuación:

  • Utilizar ingredientes frescos y de calidad es indispensable para poder obtener los resultados deseados, prolongar el tiempo de vida útil del postre y cuidar la salud gastrointestinal de nuestros consumidores.
  • Esta receta es sumamente versátil y se puede elaborar tanto como un postre como una versión salada, además de consumir frío o caliente, dependiendo del gusto del consumidor.
  • Es importante respetar las cantidades indicadas, ya que esto nos permitirá obtener la textura y cremosidad deseada en nuestro mousse de chocolate. 
  • La crema de leche debe mantenerse siempre refrigerada antes de usar, esto permitirá que levante correctamente y que obtengamos una textura espesa y el punto adecuado. 

Variaciones de la receta del mousse de chocolate

Toda receta tiene posibles variaciones, que nos permiten sustituir ingredientes en caso de ser necesario o añadir nuevos sabores. Mencionamos algunas opciones a continuación, que podemos tener en cuenta en la elaboración del mousse de chocolate:

  • Nata para montar: En caso de no contar con crema de leche, podemos sustituir con nata para montar. Es importante que la misma se mantenga también siempre refrigerada antes de utilizar, para obtener los resultados que deseamos.
  • Chocolate blanco: Si queremos variar o sustituir el chocolate negro podemos utilizar chocolate blanco. Se debe agregar menos cantidad de azúcar, pero el resultado será bastante similar e igual de delicioso.
  • Cerezas: Podemos agregar cerezas conservadas en almíbar como parte de la decoración de nuestro mousse de chocolate. Esto aportará un sabor y una textura diferente y particular. 
  • Gelatina sin sabor: En caso de que no tengamos disponibilidad de huevos, podemos sustituir con gelatina sin sabor para de esta forma darle la consistencia deseada. Se debe hidratar la gelatina y agregar a la mezcla de chocolate. 
  • Endulzante: Si no tenemos azúcar o no queremos utilizar, podemos sustituirla por algún endulzante como la miel o estevia. La cantidad dependerá del gusto del consumidor. 

Tipos de mousse de chocolate

Partiendo de todas las posibles variaciones que se le pueden realizar a nuestro mousse de chocolate, es importante mencionar una lista de recetas totalmente diferentes e independientes que también podemos probar:

  • Mousse de chocolate y china agridulce: Para la elaboración de este delicioso mousse de chocolate se utilizan ingredientes como azúcar, cacao, ralladura de china, vainilla, tofu, chocolate, chinas y sal al gusto.
  • Mousse de chocolate y jalvá de almendras: Este delicioso mousse se caracteriza por tener una combinación de sabores y texturas particular al contar con ingredientes como chocolate, almendras y crema de leche.
  • Mousse de chocolate al estilo de Venezuela: Esta receta tiene origen en la gastronomía venezolana como su nombre lo indica y se caracteriza por tener ingredientes como chocolate, mantequilla, azúcar y huevos enteros.
  • Mousse de chocolate de Ancona: Para la elaboración de este delicioso mousse de chocolate de Ancona se utiliza esencia de vainilla, azúcar, chocolate semiamargo, nueces, manteca, entre otros ingredientes.
  • Mousse de chocolate dietético: Esta receta se caracteriza por ser baja en calorías utilizando chocolate oscuro amargo, agua, huevos y edulcorantes como stevia. 
  • Mousse de chocolate doble: Esta particular y práctica receta obtiene su nombre gracias al uso de una mezcla de chocolate con leche y chocolate blanco. Se utiliza además crema agria, yemas de huevo, claras de huevo y azúcar.
  • Mousse de chocolate negro con arándanos: Para esta deliciosa combinación de sabores y texturas se utilizan arándanos, chocolate negro, mantequilla sin sal y huevos enteros.

Refrigeración y almacenaje del mousse de chocolate

Para la conservación y almacenamiento del mousse de chocolate, es importante tener en cuenta algunos consejos y factores que nos permitirán cuidar el sabor y calidad de nuestro resultado final. Mencionamos algunos a continuación:

  • Para almacenar: Para almacenar y conservar el mousse de chocolate recomendamos utilizar envases bien cerrados de vidrio o plástico, que eviten que agentes externos alteren nuestro resultado final. Debido a la naturaleza de los ingredientes, es importante mantener el mousse de chocolate en temperatura de refrigeración (de 3° a 5°C). En estas condiciones se mantiene en óptimo estado por al menos 5 días.
  • Para refrigerar: Si deseamos prolongar el tiempo de vida útil de nuestro mousse de chocolate, podemos optar por congelar (-18°C) en envases bien sellados de plástico o vidrio. Recomendamos no exceder  los 15 días porque pierde la calidad de su textura y sabor al descongelar.

Si quieres disfrutar de otros deliciosos postres, acá te compartimos algunas recetas fáciles y rápidas que te encantarán: