Crema de calabaza: Receta fácil y rápida

crema de calabaza

Table of Contents

La crema de calabaza es una receta sumamente fácil de elaborar, además de nutritiva y fácil de combinar con otros alimentos. Su elaboración es tipo puré y se puede consumir tanto fría como caliente, considerando además más variaciones que existen dependiendo del gusto del consumidor y la cultura gastronómica. 

Cabe destacar, que la crema de calabaza es una receta que nació en los campos de guerra de Vietnam para el año  1804. Su textura es suave y se caracteriza por ser muy espesa. 

Por todo lo mencionado anteriormente, en el siguiente artículo hablaremos de cómo elaborar de forma fácil y rápida una deliciosa crema de calabaza para compartir y disfrutar con amigos o familiares. 

¿Qué necesitas para preparar crema de calabaza de manera fácil?

Para la elaboración de la crema de calabaza, recomendamos utilizar ingredientes frescos y de calidad que nos permitan obtener los resultados deseados: 

  • Calabaza: La calabaza es el ingrediente principal y protagonista de esta deliciosa receta. Debe estar fresca, madura y en óptimas condiciones para poder aprovechar su sabor, color y contenido nutricional. 
  • Queso: El queso es un ingrediente que aporta una textura cremosa y un sabor particular a nuestra crema de calabaza. Se recomienda utilizar quesos con alto contenido de grasa para obtener mejores resultados. 
  • Pimienta: La pimienta es una especia que aporta un sabor delicioso, fuerte y picante que se utiliza principalmente en asados, ensaladas y salsas para que destaque apropiadamente. Se recomienda consumir fresca y recién molida.
  • Aceite de oliva: El aceite de oliva es un aceite vegetal que se caracteriza por su delicioso sabor. Es utilizado ampliamente en la gastronomía, ya que aporta micronutrientes y antioxidantes beneficiosos para la salud del consumidor.
  • Zanahoria: La zanahoria es un vegetal que aporta color, sabor y volumen a nuestra crema de calabaza. Se recomienda que esté en óptimas condiciones para aprovechar al máximo todos sus beneficios y aportes nutricionales.
crema de calabaza

CREMA DE CALABAZA

Para la elaboración de la crema de calabaza, se recomienda tener en cuenta una lista de ingredientes y de pasos a seguir que nos permitan obtener los resultados que deseamos
Tiempo de preparación 45 minutos
Tiempo total 45 minutos
Plato Sopas/cremas
Cocina mundial
Raciones 6 comensales

Ingredientes
  

  • 500 gr de calabaza
  • 1 cebolla grande
  • 3 zanahorias
  • Agua
  • Aceite de oliva
  • Queso mozzarella en cuadros
  • Sal y pimienta al gusto.

Elaboración paso a paso
 

  • Para la elaboración de la receta de la crema de calabaza, el primer paso que debemos seguir es pelar y trocear nuestra calabaza.
  • Procedemos también a pelar y cortar la cebolla en trozos grandes y la añadimos a una olla con un poco de aceite de oliva.
  • Cuando nuestra cebolla esté un poco transparente la dejamos a fuego lento y procedemos a limpiar también nuestras zanahorias.
  • Añadimos la zanahoria y la calabaza junto con un litro de agua y dejamos cocinar hasta que todo esté blando por unos 20 minutos aproximadamente.
  • Cuando estén suaves añadimos un poco de sal y llevamos a triturar, procesar o licuar hasta obtener una textura cremosa.
  • Comprobamos su sabor, añadiendo sal y pimienta de ser necesario.
  • Antes de servir le agregamos los cubitos de queso mozzarella y listo, tenemos una deliciosa crema de calabaza para compartir y disfrutar.
Keyword calabaza, crema de calabaza, sopa de auyama

Tips para hacer la mejor crema de calabaza

Para obtener la mejor crema de calabaza, es importante tener en cuenta una lista de tips y consejos durante el proceso de elaboración. Mencionamos algunos de los más importantes a continuación: 

  • Utilizar ingredientes frescos y de calidad nos permitirá obtener los resultados deseados, además de prolongar el tiempo de vida útil de la crema y cuidar la salud gastrointestinal de los consumidores. 
  • Esta receta es sumamente versátil y fácil de combinar, por lo que se puede servir como plato principal o como complemento de otros alimentos.  
  • La crema de calabaza se puede consumir fría o caliente, dependiendo del gusto del consumidor y de los acompañantes. Si se va a consumir caliente, es mejor servir justo recién hecha.  
  • Es importante utilizar procesadores mecánicos o licuadora, para poder obtener una crema lisa y sin presencia de grumos. En algunos casos podemos incluso optar por colar antes de servir.  

Variaciones de la receta de la crema de calabaza

Toda receta tiene posibles variaciones, que nos permiten sustituir ingredientes en caso de ser necesario o añadir sabores nuevos. Mencionamos algunas opciones para tener en cuenta en la preparación de la crema de calabaza: 

  • Crema de leche: En caso de que queramos obtener un sabor y textura mucho más cremosa, podemos optar por utilizar crema de leche al momento de procesar nuestra crema de calabaza.
  • Tocineta: Si deseamos obtener un sabor particularmente ahumado podemos agregar trozos de tocineta a nuestra crema de calabaza. Esto además aportará un resultado mucho más llamativo. 
  • Condimentos: Dependiendo del gusto del consumidor y de la cultura gastronómica, se puede añadir una amplia variedad de condimentos a la elaboración de la crema de calabaza. Entre ellos se puede utilizar ajo en polvo, cebolla en polvo, entre otros.
  • Mantequilla: Si queremos añadir un sabor dulce y delicioso podemos agregar un poco de mantequilla a nuestra crema de calabaza. Se recomienda añadir después de procesada y en caliente.
  • Caldo de vegetales: Si queremos incrementar la calidad nutricional de nuestra crema de calabaza, podemos procesar con un poco de caldo de vegetales. 

Tipos de crema de calabaza

Partiendo de las posibles variaciones que se pueden realizar en la crema de calabaza, existen otras recetas totalmente nuevas e independientes que podemos probar. Mencionamos a continuación algunas opciones: 

  • Crema de calabaza al limón:  Para la elaboración de esta deliciosa y particular receta de crema de calabaza se utilizan ingredientes como caldo, leche, ajo, limón, perejil, pimienta y aceite de oliva. 
  • Crema de calabaza con gambas y espárragos: En esta receta se incrementa el volumen y la calidad nutricional de la crema de calabaza agregando gambas frescas, espárragos, tomate maduro, puerro, patatas, entre otros.
  • Crema de calabaza con pimienta de cayena: Para la elaboración de esta deliciosa crema de calabaza se utilizan ingredientes como arroz, leche, hinojo, pimienta de cayena, perejil fresco y recién picado, aceite de oliva y sal.
  • Crema de calabaza frita con morcilla: En la elaboración de esta particular y deliciosa receta se utilizan ingredientes sencillos y prácticos como calabaza, morcilla, ajo, sal y orégano.
  • Receta de crema de calabaza de Tatia: Para la elaboración de esta crema de calabaza se necesitan ingredientes como papas, cebolla, tomate, puerro, crema de leche, perejil fresco, pan tostado, agua sal y aceite.
  • Crema de calabaza con hierbabuena: Para la obtención de esta deliciosa combinación de sabores se utilizan ingredientes como aceite de oliva, cebolla larga, yogur griego, caldo de verduras, hierbabuena y calabaza.
  • Crema de calabaza con tostones: En el caso de esta receta se utiliza calabaza roja, zanahoria, puerros, pimiento verde, tomate natural, papas y pan frito. Se acompaña con unos deliciosos tostones frescos.

Refrigeración y almacenaje de la crema de calabaza

Para la conservación y almacenamiento de la crema de calabaza, existen algunos consejos y factores que nos permiten cuidar la calidad y sabor del resultado final. Mencionamos algunos a continuación: 

  • Para almacenar: Para almacenar y conservar nuestra crema de calabaza se recomienda utilizar envases de plástico o vidrio. Debido a la naturaleza de los ingredientes, se recomienda mantener la crema en temperatura de refrigeración (de 3° a 5°C). En estas condiciones se mantiene en óptimo estado por al menos 72 horas.
  • Para refrigerar: Si deseamos prolongar el tiempo de vida útil de la crema de calabaza, podemos optar por congelar (-18°C) en envases bien sellados de vidrio o plástico. En estas condiciones se mantiene en óptimo estado por largos periodos de tiempo.

Si quieres disfrutar de otros deliciosos platos, acá te compartimos algunas recetas fáciles y rápidas que te encantarán: