BECADAS ASADAS

Table of Contents

BECADAS ASADAS

Becadas asadas. Alimento Base: Becada, Colocar en una sartén grande o cazuela baja la mantequilla y el aceite a fuego medio, con los dientes de ajo enteros. Cuando empieza a derretirse la grasa, colocamos las becadas sazonadas y las coloreamos...
Tiempo de preparación 30 min
Tiempo total 30 min
Plato Becada
Cocina España
Raciones 4 comensales

Ingredientes
  

  • 4 becadas limpias y bridadas
  • 1 pizca de mantequilla
  • 1 cucharada de aceite de oliva
  • 4 dientes de ajo
  • 1 trozo hermoso de foie gras mi-cuit
  • 4 lonchas de pan tostado
  • Sal

Elaboración paso a paso
 

  • Colocar en una sartén grande o cazuela baja la mantequilla y el aceite a fuego medio, con los dientes de ajo enteros.
  • Cuando empieza a derretirse la grasa, colocamos las becadas sazonadas y las coloreamos rápido, sin dejar de rociarlas con su propia grasa, así unos 4 minutos.
  • Ojo que no se queme la grasa.
  • Las retiramos del fuego y las tapamos con un plato, para que reposen unos 5 minutos.
  • Así los jugos se reparten en su interior y al trincharla no se pierde todo su jugo.
  • Es algo que suele ocurrir, para que nos demos cuenta, cuando asamos un pollo.
  • Si lo troceamos nada más salir del horno, veremos que sobre la tabla, la mesa o la bandeja, se pierde mucho jugo o zumo, parece que el ave se desinfla, es por no dejar que los jugos se repartan por su interior, dejándola reposar unos minutos.
  • Con todas las carnes es igual, si las asamos. Hay que dejarlas reposar.
  • Entonces, pasados esos minutos, separamos las pechugas de las patas, le cortamos el cuello a la cabeza y partimos las cabezas en dos, a lo largo del sentido del pico.
  • Colocar en una bandeja las becadas y dejarlas junto a la cocina unos instantes.
  • Metemos las carcasas al horno a 200 ° y las asamos unos 10 minutos, junto a los ajos.
  • Al cabo, las sacamos y vaciamos el interior con una cuchara, mezclándolo con el pedazo de terrina de foie gras.
  • Pasar esta pasta a través de un colador y untar con ella las 4 lonchas de pan tostado.
  • Colocamos de nuevo al fuego la sartén o cazuela en la que tostamos al principio las becadas y metemos las pechugas y patas de las becadas por el lado de la piel y las cabezas por su parte plana.
  • Añadimos, si acaso, un poco más de mantequilla y de nuevo a fuego fuerte, las rociamos con la grasa hasta que se doren ligeramente, pero sin secarse, es cuestión de 1 minuto a partir de que empiece a chisporrotear la grasa.
  • Las retiramos, las acomodamos sobre platos calientes, las sazonamos ligeramente con una sal de calidad, gris, por ejemplo, y las servimos guarnecidas con las tostadas preparadas con anterioridad.
  • Rociamos con el poco jugo que quede en la sartén.
  • Creemos que las becadas es mejor comerlas sin guarnición pero comerse 2 ó 3.
  • Si hay que comerse 1 pues entonces la acompañamos de unas buenas patatas asadas o unas manzanas salteadas o algo con una salsa viva, que desgrase la sensación grasa del asado.
  • ¡Ah!, no nos olvidemos de los ajos que andarán por ahí, medio asados y estarán para cantar una jota navarra.